Economía

CURSO 2016/2017

 

DEPARTAMENTO DE ECONOMÍA

Durante el actual curso académico el departamento de Economía está compuesto por los siguientes profesores:

  • Enrique Muñiz  (Jefe del departamento)
  • María Muñoz

 

PRESENTACIÓN

*   La economía está presente en la mayoría de las decisiones que cualquier persona tiene que adoptar a lo largo de su vida. Los problemas y situaciones que se plantean en una sociedad desarrollada como la nuestra son cada vez más complejos: de forma individual, se nos plantean decisiones ligadas al papel de trabajador, de consumidor, de ahorrador, de inversor e incluso de empresario. De estas  decisiones individuales depende nuestro bienestar personal y familiar y, en definitiva, nuestra calidad de vida y la de la sociedad en la que estamos inmersos. De forma colectiva, los ciudadanos nos vemos afectados por problemas como:

  • el desempleo,
  • la inflación,
  • la variación de los tipos de interés,
  • el déficit público,
  • las políticas económicas de nuestros gobiernos,
  • la globalización,
  • la llamada nueva economía (ligada a la aparición y desarrollo de Internet)
  • los conflictos bélicos que se producen en el ámbito internacional;

 

Temas todos ellos de debate en las sociedades occidentales y objeto de análisis por parte de los distintos grupos sociales y políticos.

La sociedad nos demanda una valoración razonada de los mismos y, a menudo, un posicionamiento ante las distintas alternativas que nos ofrece.

 

* De acuerdo con las recomendaciones de los órganos de la Unión Europea y de la OCDE en materia de educación emprendedora y financiera, resulta indispensable adoptar una serie de medidas en el ámbito del sistema educativo para responder a los desafíos que nuestra sociedad tiene planteados a nivel social y económico. La realidad demanda ciudadanos con una alta capacidad de interacción y de resolución de problemas, de seleccionar e interpretar la información proveniente de distintas fuentes y que cuenten a su vez con cualidades como el liderazgo, resiliencia, creatividad, autoconfianza y capacidad de gestión del fracaso, empatía y saber trabajar en equipo.

 

La competencia de “sentido de iniciativa y espíritu emprendedor” reflejada en las Directrices Europeas de 2006, es determinante en la formación de futuros ciudadanos emprendedores, contribuyendo así a la cultura del emprendimiento económico y social, impulsando la educación económica y financiera entre los jóvenes, para intentar asegurar el bienestar de la comunidad, la reducción del desempleo y la inclusión social. En este sentido, su formación debe incluir conocimientos y destrezas relacionados con las oportunidades de carrera y el mundo del trabajo, así como el desarrollo de actitudes que conlleven un cambio de mentalidad que favorezca la iniciativa emprendedora, la capacidad de pensar de forma creativa, de gestionar el riesgo y de manejar la incertidumbre, logrando así un cambio social que contribuya a las mejoras sociales.

 

La materia de Iniciación a la Actividad Emprendedora y Empresarial contribuye a anticipar el desarrollo de las competencias profesionales en el ámbito económico, financiero y laboral, como elementos clave para favorecer el progreso social a nivel individual y global. Además, el alumno va a desarrollar cualidades personales, tales como autonomía, sentido crítico, motivación, fomento de la capacidad de liderazgo e innovación, etc., con el objetivo de preparar a los jóvenes para la vida profesional y para una ciudadanía responsable, dotándole de herramientas para hacerse cargo de su propia carrera profesional y personal.

 

Asimismo, se transmite que el espíritu emprendedor está estrechamente ligado a la iniciativa y a la acción y que las personas dotadas de esta actitud poseen la capacidad de innovar, tienen voluntad para probar cosas nuevas o para hacerlas de manera diferente. Es decir, emprender significa ser capaz de iniciar un proyecto personal o profesional propio que genere valor para la persona y/o para la sociedad..

 

*  Las sociedades desarrolladas están en una continua evolución debido, sobre todo, a la irrupción de las nuevas tecnologías en todos sus ámbitos. Las empresas como unidades de producción, se caracterizan precisamente por incorporar a las economías dinamismo y competitividad, transformándolas de forma constante.

 

Para entender el entorno económico es preciso comprender el funcionamiento de los procesos empresariales, siendo el objeto de estudio de esta materia la empresa como sistema organizado, que tiene como objetivos fundamentales por una parte contribuir a la satisfacción de necesidades a partir de la elaboración de una serie de bienes y servicios y por otra ser el núcleo fundamental del sistema económico y social, como generador de riqueza, crecimiento y desarrollo económico.

La empresa como institución y como subsistema de un sistema más amplio, se encuentra interrelacionada con su entorno;, desarrolla su actividad dentro de un marco jurídico, social, político y tecnológico que determinan su funcionamiento. Al mismo tiempo, la empresa genera con su actuación una serie de valores y de relaciones de poder que le hacen asumir una responsabilidad social que implica posturas comprometidas y respetuosas con las personas, la sociedad y el medio ambiente.

 

 

ASIGNATURAS

  • Economía de la Empresa. 2º de Bachillerato
  • Fundamentos de Administración y Gestión. 2º de Bachillerato
  • Economía. 1º Bachillerato
  • Economía. 4º ESO
  • Iniciación a la Actividad Emprendedora y Empresarial. 4º ESO
  • Iniciación a la Actividad Emprendedora y Empresarial. 3º ESO

 

ENLACES

ecobachillerato

INE

Banco de España

Gobierno de Aragón

Cámara de Comercio de Zaragoza. Emprendedores

educacionfinancieracritica

OCDE Educación Financiera

Agencia Tributaria

Finanzas para todos